Lean IT para la sostenibilidad de las empresas

Lean IT, un concepto que combina la filosofía de negocios Lean y las tecnologías de la información (TIs por sus siglas en español o IT por sus siglas en inglés), adquiere mayor importancia en un mundo con recursos cada vez más escasos.

El pensamiento Lean se basa en el concepto de valor desde la perspectiva del cliente final. La idea es luchar sin cesar para mejorar los procesos de negocios continuamente, eliminando todo tipo de desperdicio con el fin de lograr un flujo de valor en cada etapa de la producción, y entre las distintas etapas, hasta la entrega del producto o servicio al cliente.

El concepto de mejora continua se remonta al siglo XIX y la revolución industrial. La veneración a la eficiencia y productividad luego se unió al enfoque en el ser humano, y el concepto de mejora continua ha alcanzado el siglo XXI. En este proceso histórico, han surgido diversas teorías, conceptos y disciplinas de mejoramiento de procesos y de calidad como la Gestión de Calidad Total, el Seis Sigma, la Teoría de las Restricciones, y el Pensamiento Lean, los cuales tienen mucho en común. Entre estos, el pensamiento Lean ofrece una visión bastante completa a las empresas, abarcando todo su ecosistema, incluidos sus clientes, distribuidores, proveedores, empleados, procesos, productos y servicios, y últimamente se ha adoptado con éxito en el sector de servicios al igual que la industria.

Lean IT que, en términos sencillos, se puede considerar como la adaptación del concepto Lean al universo de las TIs, es más joven que el pensamiento Lean, y cada vez adquiere mayor importancia en la última década. Es un conjunto de principios y prácticas que hacen que las actividades e inversiones de TI sean más efectivas. El fracaso parcial de la promesa de las TIs de llevar eficiencia y productividad a las empresas de todos los sectores de las economías en las últimas décadas, es una razón de esta popularidad reciente del concepto de Lean IT. La última crisis económica global, la cual continúa impactando a los países, también ha motivado a muchas empresas a considerar adoptar e incluir los principios de Lean IT en sus operaciones y estrategias.

Pensamiento Lean se enfoca primero en los procesos de la empresa; los mejora, y muchas veces simplifica, antes de aplicar tecnología. No es poco común encontrar cientos de programas de computación diferentes en una empresa grande, lo cual crea una complejidad enorme y muchas veces innecesaria. Lean IT busca unir las TIs al negocio y a la estrategia de la empresa, utilizando un enfoque holístico. Steve Bell describe Lean IT de la siguiente forma en su nuevo libro Run, Grow, Transform: Integrating Business and Lean IT (Ejecutar, Crecer, Transformarse: Integrar el Negocio y Lean IT): “Lean IT es la práctica de aprendizaje continuo y rápido, mediante la colaboración y experimentación entre los distintos actores de negocios, especialistas técnicos, proveedores y clientes, para mejorar e innovar continuamente el uso de información de calidad, sistemas de información eficaces, y productos y servicios habilitados por la tecnología, con el fin de agregar valor para el cliente final”.

Lean IT trae beneficios como calidad mejorada, velocidad y capacidad incrementada, costos y errores disminuidos, empleados y clientes más leales y satisfechos. Estos beneficios se unen a los dos pilares de Lean: mejora continua y el respeto por el ser humano. Desde el recepcionista hasta el presidente, todos los empleados se comprometen con la solución diaria de problemas, la innovación y la mejora. De esta forma, se desarrolla una empresa que aprende continuamente, lo cual es la base de lograr la sostenibilidad de una empresa y la ventaja competitiva.

Hay ejemplos de Lean IT en diversos países del mundo y en sectores muy distintos. Uno de los sectores pioneros en la adopción de Lean IT es el financiero, quizá motivado por la alta cantidad de recursos que invierte en las TIs. ING Holanda, Nationwide Insurance y State Street Corporation son algunas de las empresas financieras que lograron mejoras en su velocidad, calidad y capacidad gracias a Lean IT. Tesco y Con-way son dos casos de éxito de otros sectores. Empresas globales de TIs como IBM y Microsoft también adoptan los principios y las herramientas de Lean IT en los últimos años.

Lean IT no ofrece un modelo preestablecido para cualquier situación en cualquier momento, sino unos principios generales como el respeto por el ser humano y la búsqueda continua de mejorarse, lo cual es clave para la supervivencia y el éxito de las empresas en un entorno económico y tecnológico veloz y cambiante.

Bir Cevap Yazın

Aşağıya bilgilerinizi girin veya oturum açmak için bir simgeye tıklayın:

WordPress.com Logosu

WordPress.com hesabınızı kullanarak yorum yapıyorsunuz. Çıkış  Yap /  Değiştir )

Google fotoğrafı

Google hesabınızı kullanarak yorum yapıyorsunuz. Çıkış  Yap /  Değiştir )

Twitter resmi

Twitter hesabınızı kullanarak yorum yapıyorsunuz. Çıkış  Yap /  Değiştir )

Facebook fotoğrafı

Facebook hesabınızı kullanarak yorum yapıyorsunuz. Çıkış  Yap /  Değiştir )

Connecting to %s